Extorsiones acaban con el comercio de Buenaventura, al punto que muchos comerciantes han abandonado sus negocios y partido de la ciudad.

La extorsión, un flagelo que se ha convertido en una crisis sin precedente que afecta cerca del 90% del comercio formal e informal en Buenaventura, azote que está determinando la quiebra de varios locales comerciales, que, a raíz de las afectaciones registradas por la pandemia, se ve perjudicada en profundidad por despojo, o robo exigido vulgarmente por sujetos pertenecientes a bandas delincuenciales.

En las últimas horas, el personero delegado para los Derechos Humanos, José Luis Bernat Fernández, denunció ante la opinión pública, la difícil situación que viven varios comerciantes quienes han dejado sus negocios y han partido a otras zonas del país, debido a los innumerables sobornos a los que están siendo víctimas.

Según el funcionario, son más de 20 los negocios que quebraron en los últimos 7 meses en Buenaventura a causas de la extorsión. Seguidamente, el funcionario público, indicó que tiene conocimiento que el desespero de los comerciantes, está generando que se cierren las puertas del comercio en espera a que sea el Gobierno Nacional, quien voltee su mirada al Distrito e inicie una operación responsable que evite el soborno y amenazas a vendedores medianos y pequeños.

En investigación adelantada por este medio de comunicación en conversaciones extra micrófonos con agentes de inteligencia que adelantan seguimiento a estas denuncias y afectaciones, conocimos que tanto el intento de extorsión como el consiguiente arresto parecen ser cada vez más comunes en Buenaventura, donde se estima que este delito mueve aproximadamente mil millones de pesos colombianos al año.

En síntesis, la extorsión es además una industria criminal que genera muchos recursos a unos delincuentes que por lo general se dedican a otras actividades ilícitas, explicó uno de los agentes pertenecientes al Gaula Militar.

Por último, dicen los agentes de investigación que la policía colombiana cuenta con los recursos y la tecnología necesarios para combatir el delito.

El problema, sin embargo, es conseguir que más y más personas denuncien.

By Eider Marinez Ortiz

Periodista y locutor con énfasis en periodismo radial, egresado del Instituto de Telecomunicaciones Instel. Apasionado por el deporte, la información y la radio. Líder de diferentes espacios noticiosos, creador y conductor de diversos programas de televisión emitidos en la ciudad de Buenaventura. Desde el 2012 vinculado a los medios de comunicación.