Madre del menor de 15 años de edad muerto al parecer tras un disparo realizado por un uniformado de la policía exige al CTI de la Fiscalía esclarecer el asesinato

Ocho días han pasado desde que ocurrió el hecho, una persona capturada, un muerto y dos policías involucrados. ¿Quién Responde?

Y no solo la madre de Marwin Samir Bonilla Valencia, el menor quien resultó muerto por el disparo accionado al parecer por un uniformando de la Policía en Buenaventura exige justicia; sino también la comunidad en general, toda vez que han pasado ocho días y, aún no hay un pronunciamiento oficial por parte de las autoridades forenses ni mucho menos por el Cuerpo Técnico de Investigación de la Fiscalía quien adelante las pesquisas.

Si bien el comandante de la policía Valle del Cauca aseguró que, esta investigación ya está en curso; Yuli Valencia, la madre del menor teme porque esta muerte quede impune y no se conozca la realidad de lo que sucedió aquella tarde donde su hijo mayor dejó de existir luego de que una bala cayera en su humanidad momentos en que se encontraba observando un procedimiento judicial adelantado por dos agentes de la policía.

“Me preocupa como avance la investigación porque no se han comunicado conmigo, no han hecho un comunicado oficial sobre los hechos y ver que fue lo que pasó, no se dicen nada sobre el por qué el policía accionó el arma y no se han manifestado en nada”, Expresó la madre del menor.

Seguidamente, resaltó que, “No sé si las mismas autoridades quieran encubrir el asesinato de mi hijo dejando que el patrullero o el policía que realizó esta acción quede libre, lo que quiero es que se esclarezca el hecho”.

Yuli, asegura que la angustia es mayor, debido a que hoy se responsabiliza a un joven a quién de acuerdo a los vídeos expuestos en redes sociales, en ningún momento se le observa que haya tenido un arma de fuego; razón por la cual, pide que no sea juzgado por algo que, según ella, él no cometió.

Marwin Samir Bonilla Valencia, niño asesinado.

Por su parte, la madre de Jair Castillo Cuama, el joven involucrado en el accidente de tránsito que generó la participación de la policía al tiempo que se le ve increpando a las autoridades de policía desatando la tragedia, asegura que su hijo no es delincuente y que tampoco accionó el arma, por lo cual exige que analicen las cámaras de vídeo seguridad ubicadas en el sector y poder esclarecer el suceso.

“El nunca se ha visto como un hombre que haya manejado armas, las autoridades dicen que le incautaron un arma en el accidente y en el momento en que el tuvo el accidente, mi hijo trató de remediar las cosas con el taxistas, ya habían solucionado y llegado a un acuerdo, sin embargo, un agente de la policía buscó inmovilizar la moto de mi hijo; pero dicen quienes estaban allí, que la pelea de mi hijo fue por no dejarse inmovilizar la moto de un policía quien no sabía la situación (…) llegó un segundo policía a intervenir en el asunto y es allí donde desenfunda su arma y comete el crimen por el cual hoy mi hijo está siendo acusado y privado de la libertad”, señaló, Vanesa Cuama.

Mientras estas dos madres sufren la ausencia de sus hijos, las autoridades simplemente se han referido a través de un escueto comunicado dando a conocer lo que la comunidad observó a través d ellos vídeos y medios de comunicación en primera instancia; sin explicar el procedimiento a seguir con los uniformados involucrados en el caso.